Activar el seguimiento por Bluetooth | Turn on Bluetooth tracing

La aplicación NZ COVID Tracer ha sido actualizada para incluir la tecnología de seguimiento por Bluetooth. El seguimiento por Bluetooth permite recibir una alerta cuando uno ha estado cerca de otro usuario de la aplicación que da positivo en COVID-19.

El seguimiento por Bluetooth no está destinado a reemplazar los procesos existentes de seguimiento de contactos ni los códigos QR de la aplicación NZ COVID Tracer. Hay que seguir escaneando los códigos QR para llevar un registro de dónde se ha estado. El seguimiento por Bluetooth es una herramienta complementaria: permite llevar un registro de las personas que hemos tenido cerca.

Cómo funciona

Una vez que se ha activado el seguimiento por Bluetooth, este funciona enviando un código de identificación aleatorio privado y seguro. Es como si el teléfono estuviera chocando las manos con otros teléfonos cercanos. La función de seguimiento por Bluetooth registra cuán cerca estaba el otro teléfono y por cuánto tiempo. Para que esto funcione, los teléfonos con los que uno tenga contacto también deben tener activado el seguimiento por Bluetooth.

Esto significa que cuando alguien da positivo en el test de COVID-19, puede enviar una notificación anónima con todas las identificaciones aleatorias que su teléfono ha enviado en los últimos 14 días. Si el teléfono reconoce alguna de estas identificaciones, y uno ha estado lo suficientemente cerca como para estar en riesgo de exposición, se recibirá una alerta. En esta alerta se indicará qué debe uno hacer para mantenerse a sí mismo y a su whānau (familia) a salvo.

Mira nuestro video sobre seguimiento por Bluetooth en esta página para ver cómo funciona (external link)

Cómo activarlo

La mayoría de los teléfonos actualizan la aplicación automáticamente. También se puede optar por actualizarla de forma manual en la tienda de aplicaciones o en la tienda de juegos.

Cuando la actualización se haya realizado, la aplicación le preguntará al usuario si quiere activar el seguimiento por Bluetooth. Una vez que este se encuentre activado, funcionará incluso cuando la aplicación esté cerrada.

El seguimiento por Bluetooth no utilizará ningún dato móvil, y no agotará la batería porque utiliza Bluetooth de bajo consumo.

La privacidad está protegida

Cuando se habilita el seguimiento por Bluetooth, la privacidad está siempre protegida: esta función no puede compartir la ubicación, el nombre ni ninguna otra información sobre el usuario. El seguimiento por Bluetooth tampoco registra con quién uno estuvo en contacto ni dónde uno estuvo.

Esto significa que si recibes una alerta porque has estado en contacto con alguien que da positivo en la prueba de COVID-19, nadie más que tú sabrá que la has recibido. Toda la información de seguimiento de contactos que se recopila con la aplicación se guarda de forma segura en el teléfono, y siempre es el usuario quien decide qué información compartir.